La venta de máquinas de crioterapia Cryosense en España alcanzó en 2019 los datos de la media europea

/COMUNICAE/

Cryosense cerró el año 2019 con uno de los mejores registros en España respecto a los datos de venta de cabinas de criosauna de otros años, situándose por primera vez a la par de gran parte del resto de países de Europa

El sector de la crioterapia continúa su ascenso imparable y este fenómeno se puede comprobar, especialmente, en los datos de venta del pasado año, que han estado muy parejos a los de otros estados europeos.

Así, 2019 ha sido el año en que la venta de máquinas de crioterapia en Alemania (uno de los grandes valedores de esta tecnología en el viejo continente) ha estado más cerca de los registros españoles, motivo por el cual empresas de referencia de este mercado, como Cryosense, son especialmente optimistas de cara a las previsiones de futuro de este tratamiento.

Principales razones de este crecimiento
Los expertos de Cryosense apuntan a diversos factores para entender el por qué del incremento de demanda de las máquinas de crioterapia que ofrecen en el mercado:

Reúnen todas las licencias necesarias: esta ha sido una de las claves para que los reacios a someterse a este tratamiento se cambiaran su percepción, ya que las cabinas de criosauna de esta firma cuenta con todos los certificados de seguridad exigidos por la normativa vigente, como la certificación CB o la Licencia Sanitaria.

Diversos estudios constatan su eficacia a diferentes niveles: los beneficios de esta práctica son cada vez mayores gracias a que cada vez más análisis consiguen verificar los avances que supone para el cuerpo humano su exposición al nitrógeno líquido en vapor durante breves períodos de tiempo.

Última tecnología: las cabinas de esta firma dispone de autómata Siemens S7-1200, el más avanzado, además de otros recursos importantes que les diferencia de otros productos del mercado, como actuadores lineales, de compuerta, electroválvulas, collarín de seguridad, sistema de apertura de seguridad, combinación de frío y calor, sensores de temperatura y de oxígeno o una pantalla TFT mediante la cual se controlan distintos aspectos de la sesión.

Estas son algunas de las claves para entender este ascenso en los registros de los proveedores de cabinas de criosauna, que ha redundado en una mayor demanda por parte de los usuarios y que ha conseguido unas previsiones muy ambiciosas para la compañía líder Cryosense de cara a los próximos años.

Fuente Comunicae

Powered by WPeMatico